• Elsbeth Lenz Gutierrez

Y las mujeres nos seguimos jodiendo


La política en rosa

Resulta que ahora España, que siempre ha sido tan particular en cuanto a diversidad se refiere, tiene una Reina de Belleza transgénero, de nombre Ángela Ponce; quien con 27 años, muchas intervenciones quirúrgicas, otro tanto de hormonas encima y la bandera de “Dar a conocer su realidad y hablar al mundo un poco sobre la educación en la diversidad que es tan escasa, para terminar con tanto bullying, prejuicios y violencia”, participará en el Miss Universo; y pese a que todas tendremos algo que decir, y que no lo hacemos porque nuestro campo está muy lejos de los concursos de belleza; la realidad es que hoy más que nunca, caigo en la cuenta de que ¡Si!, somos débiles, todas luchamos por la equidad, pero siempre nos quedamos cortas, hasta en los Concursos de Belleza, nos desplazarán.

En el puerto de Veracruz, para no quedarnos atrás, ya llegó Karla, un trans que se inscribió con el Pollo Pérez Fraga, para reina del Carnaval; ¡Todo muy lindo!, muchas Misses de todo el mundo han mostrado su apoyo a la querida Ángela, pero tal vez podríamos tener como prioridad, antes de entrar en luchas de igualdad para con la comunidad transgénero, la certeza de equidad para nosotras mismas que tenemos tanto en la lucha; reconozco el camino de la comunidad transgénero y sin subestimar su condición, pienso que nuestra lucha es antigua y deberíamos poder disfrutar algún logro, alguna vez.

Es increíble que hoy en día, seguimos padeciendo la brecha salarial entre hombres y mujeres, por ejemplo en Rusia las mujeres, ganan en promedio 26 por ciento menos que sus homólogos hombres, mientras que en Argentina la mujer gana 23 por ciento menos que ellos; y que me dicen de la maternidad en la vida profesional, las prestaciones son injustas casi siempre, en Estados Unidos por ejemplo, las prestaciones incluyen 90 días no remunerados, mientras que México otorga 84 días remunerados y Puerto Rico solo 56 días, ¿Que tal?, como si parir fuera una vacación ¿No creen?; pero no solo las prestaciones son malas, la discriminación también lo es, hasta hace poco en México, aún solicitaban prueba de no gravidez, para aspirar a un empleo, ¿A cuántas mujeres han despedido por embarazo?, ¿Y qué me cuentan del acoso?, aún existe gente como Harvey Weinstein, que no debería ni de existir; el acoso sexual es un asco, pero también existe el acoso laboral, hombres misóginos que actúan sin mesura, ni educación en contra de la mujer, por el simple hecho de que pueden y quieren ¡No pues sí!.

Pero tropicalicemos esto, el Gabinete Estatal, está conformado por 14 hombres, y solo 3 mujeres; significativo, ya que en el estado de Veracruz hay 4 millones 203 mil 365 mujeres, mientras que tenemos 3 millones 909 mil 140 hombres; si nos asomamos a los indicativos salariales la brecha entre hombre y mujer en México según la OCDE las mujeres ganamos un 66 por ciento de los sueldos de los hombres por realizar los mismos trabajos, nuestro país tiene una de las mayores brechas salariales del mundo; las mujeres aquí corremos más riesgo de desempleo, en México el 34 por ciento de las mujeres entre 18 y 24 años está desempleada, mientras que en el mismo rango de edad, el desempleo lo padece solo el 8 por ciento de los hombres.

En Veracruz hay un caso emblema de discriminación por gravidez, que ha llegado por cierto a instancias internacionales; ocurrió en el Tribunal Superior de Justicia del Estado, bajo la presidencia del magistrado Alberto Sosa Hernández, según la nota de la académica e investigadora de la Universidad de Xalapa, Naldy Rodríguez de noviembre de 2016; la abogada Griselda Herrera López estando embarazada tuvo que enfrentar discriminación, despido y despojo de su derecho a liquidación; durante ese periodo ella, junto con 20 abogadas más, fueron despedidas en condiciones similares, todas durante el periodo en el que estuvo al frente del TSJE, Alberto Sosa Hernández, hoy por cierto a meses de jubilarse.

Y de acoso sexual y laboral, tampoco nos quedamos atrás en Veracruz, el último caso del cual tengo noticia, es el de un funcionario de medio pelo de un organismo autónomo, heredado por cierto de la gestión de Javier Duarte de Ochoa, periodo en el cual hizo su debut en la función pública, quien ha tenido a bien por su misoginia recalcitrante, acosar laboralmente a muchas mujeres, dentro del organismo en el que acosa y vegeta, porque de trabajar nada, no sabe ni que es eso; existen casos bastante nefastos y propios de un hombre que odia a las mujeres, hoy solo mencionaré el de una abogada enferma, a quien durante todo su tratamiento, maltrató y tuvo como pasatiempo acosar con todo tipo de banalidades, sin importarle la condición en que ella se encontraba.

El funcionario de medio pelo, debería agradecer que ha conservado el trabajo, y dejar el acoso, no todos los alumnos a los que les hizo la tesis, llegán a ser funcionarios de primera línea de un gobierno, menos ahora con la llegada del gobierno de Cuitláhuac García, cuyo gabinete se ufana de haber estudiado en universidades públicas, no va a encontrar padrino que le proteja la misoginia.

Así que en cuanto nuestra condición las mujeres, éramos muchas y parió la abuela.

Cosas de la vida y menudencias

La nota del fin de semana fue la del Gobernador Electo, Cuitláhuac García Jiménez bailando en el Club Habana de Boca del Río, la realidad es que tendríamos que dejarnos de banalidades y abocarnos a lo verdaderamente importante, el buen gobierno; Veracruz le representará un gran reto al joven ingeniero, eso es lo que nos debe interesar, si baila, no baila y con quien baila, es su problema.

En fin arrancamos semana, queridos míos.

politicaenrosa@outlook.com www.lapoliticaenrosa.com @Elsbeth_Lenz

#CuitláhuacGarcíaJiménez #Misoginia #Machismo #ÁngelaPonce #JavierDuartedeOchoa